Está pasando

Amplia respuesta contra Macron por pedir el derecho al aborto en la Carta Europea: “aberración y estimula la guerra cultural”

Mons. Argüello: “¿Puede haber una contradicción mayor: cuidar animales y plantas, y desproteger la vida humana más indefensa?”

Macron en el Parlamento Europeo. Fuente: Twitter
photo_camera Macron en el Parlamento Europeo. Fuente: Twitter

Las palabras del presidente de la República Francesa han dejado consternados a cientos de miles de personas a favor de la vida.

Mientras que en Estados Unidos, la 49ª Marcha por la Vida (March for Life), del pasado viernes ha reunido a cientos de miles de estadounidenses con la esperanza de que se revoque el fallo Roe vs. Wade que legalizó el aborto en el país, Emmanuel Macron propuso el pasado miércoles en el pleno del Parlamento Europeo reformar la Carta Europea de Derechos Fundamentales para incluir el derecho al aborto (además de otros derechos como la protección del medioambiente).

Algo que para no pocos provida es una incongruencia. Pide proteger la Tierra, la fauna y la flora pero no protege al niño en el vientre materno. 

Una provida en la presidencia del Parlamento Europeo

Las palabras de Macron podrían verse como una provocación o como una llamada de atención. Se da la circunstancia de estas declaraciones las realizó un día después de que el órgano legislativo de la Unión Europea eligiera a la política maltesa pro-vida Roberta Metsola como Presidenta del Parlamento Europeo. 

Metsola sucede a David Sassoli, fallecido el 11 de enero a la edad de 65 años. Su elección fue bien recibida por los obispos de la UE y los líderes de la Iglesia maltesa. Sin embargo, habrá que esperar cómo se desarrollará su postura puesto que ya ha declarado sobre el tema del aborto: "La posición del Parlamento europeo está clara y esa será mi posición como presidenta". 

Respuesta de NEOS 

Pues bien. Estas palabras de Macron no han caído en saco roto, y distintos líderes a favor de la vida se han dirigido personalmente al presidente de Francia. 

Uno de ellos ha sido la plataforma NEOS que han dirigido una carta al presidente Macron. Los miembros de NEOS, Jaime Mayor Oreja, presidente de la Fundación Valores y Sociedad; María San Gil, vicepresidente de la Fundación Villacisneros; Josep Miró, presidente de e-Cristians; y Ana del Pino, coordinadora Europea Federación One of Us, firman la misiva. 

"Usted señala, y con gran razón, que la Carta de los Derechos Fundamentales de la UE consagra “la abolición de la pena de muerte en toda la Unión Europea”. Pero a renglón seguido anima, por incoherencia o desconocimiento, a reconocer como un nuevo derecho fundamental la despreciable y repulsiva práctica del aborto, una acción de violencia mortal ejercida contra nuestros miembros más indefensos –los no nacidos–  y contra la mujer", expresan en la carta. 

Le acusan también de que mientras la Comisión Europea ha lanzado una plataforma para oír la voz de los ciudadanos abriendo un debate sobre el futuro de Europa, "usted ha iniciado la presidencia francesa del Consejo con un objetivo de marcado carácter ideológico y al margen de los principios y fundamentos en los que se sustenta la UE. Esto significa, entre otras cosas, que la opinión de los europeos le importa poco o nada". 

Además, denuncian que sus palabras estimulan una "guerra cultural", crean más "tensión", de decir "incongruencias y aberraciones: "Porque aberrante es que posean más protección jurídica las mascotas animales o los árboles, que nadie puede liquidar solo mediante la apelación unilateral a la necesidad o al deseo, que la vida de un gestante". 

La carta completa se puede leer aquí. 

Asociaciones por la Vida 

Por su parte, la Asamblea de Asociaciones por la Vida, la Libertad y la Dignidad de la ACdP, también ha emitido una declaración ante la propuesta del presidente Macron. 

"Ante esta formulación, afirmamos que esta iniciativa del presidente Macron lo que hace es aumentar la división en el seno de la Unión, cuando precisamente está más necesitada de unidad, y estimular la guerra cultural, porque lo que procura promover es la destrucción de la vida humana engendrada como derecho europeo. No podemos aceptar una institucionalización de Europa en la que uno de sus principios constitutivos sea la muerte del ser humano, por el hecho de que todavía sea dependiente". 

Toda la carta se puede leer aquí. 

Foro de la Familia 

El Foro de la Familia fue una de las primeras entidades provida que denunciaron las declaraciones del presidente Macron "cuya intención es anular los tres primeros acuerdos de la Carta de Derechos Fundamentales de la Unión Europea". 

"El presidente pidió que se reconozca en la Carta que el ser humano no tiene una dignidad inviolable, aunque ello sea clamorosamente falso. Pidió que el ser humano no tenga derecho a la vida en este cada vez más desarraigado continente. Pidió que sí se puedan llevar a cabo prácticas eugenésicas, como las de poder acabar con la vida de humanos inocentes con probabilidad (ni siquiera certeza) de sufrir algún tipo de malformación o enfermedad", denuncia el Foro. 

Argüello contra Macron 

Como viene siendo habitual, las valientes declaraciones del Secretario General de la Conferencia Episcopal, Mons. Luis Argüello, no se hicieron esperar. "Macron propone añadir a la Carta de derechos fundamentales el derecho al aborto y la protección del medio ambiente. ¿Puede haber una contradicción mayor: cuidar animales y plantas y desproteger la vida humana más indefensa?", dijo en su perfil de Twitter. 

Comentarios
Somos ECD
Queremos escucharte y queremos que nos ayudes