Conferencia Episcopal

Sorpresa en la sede de la Conferencia Episcopal por el anuncio de una reunión Omella-Infancia Robada

Se celebrará en Añastro después de la reunión con Comité Ejecutivo de la CEE y se habilitará una sala para una rueda de prensa

Cardenal Juan José Omella, presidente de la Conferencia Episcopal.
photo_camera Cardenal Juan José Omella, presidente de la Conferencia Episcopal.

A media mañana de ayer, Religión Digital publicaba la noticia de que, después de la reunión de hoy del Ejecutivo de la Conferencia Episcopal Española, el presidente, cardenal Juan José Omella, se iba a reunir en Añastro, sede de la CEE, con una representación de las víctimas de la Asociación Nacional Infancia Robada.

En la noticia se decía, además, que Omella y los participantes en la reunión, quince personas de esa asociación según datos de última hora, ofrecerán posteriormente una rueda de prensa.

En la Conferencia Episcopal, diversas fuentes consultadas se mostraron, en un primer momento, sorprendidas por la noticia. Con certeza dudaban de que los miembros del Comité Ejecutivo tuvieran conocimiento de lo que iba a ocurrir al término de su reunión. Y mucho menos de que fueran a participar en el encuentro con las víctimas.

Otras reuniones

No es la primera vez que el presidente y el secretario de la Conferencia Episcopal se han reunido con Infancia Robada y con otras víctimas. Lo hicieron el cardenal Ricardo Blázquez y el obispo Secretario fuera de la sede de la Conferencia Episcopal, en un restaurante cercano. En aquella ocasión la reunión fue privada y no se dio información pública.

El curso de los acontecimientos posteriores ha demostrado que el cardenal Omella había aceptado reunirse con la Asociación Infancia Robada. Según un informe privado sobre el Caso “Gaztelueta”, en su época como obispo de la diócesis de Calahorra y La Calzada-Logroño, Omella mantuvo relación con el fundador, y uno de los miembros más destacados de la Asociación Nacional Infancia Robada, el diputado socialista Juan Cuatrecasas, padre de la víctima del caso Gaztelueta.

La pregunta es si el cardenal Omella sabía que desde Infancia Robada se iba a hacer pública la noticia. Otras cuestiones, que a la hora de redactar la noticia no tienen respuesta, es si a la reunión con las víctimas de esa Asociación asistirá el secretario de la Conferencia Episcopal, Luis Argüello, y el encargado de la investigación de la pederastia por la Iglesia, el abogado Javier Cremades.

Infancia Robada, en varias declaraciones durante los últimos días, había señalado que no iba a participar en la investigación del despacho Cremades&Calvo-Sotelo.

No con una representación de todas

Fuentes eclesiales conocedoras del caso apuntan que “esta decisión del cardenal Omella de reunirse con una de las asociaciones de las víctimas, y no con una representación de todas, al margen del proyecto de Cremades, deja en una posición de debilidad lo que esta haciendo este despacho”.

A primera hora de la tarde, el mismo portal de información religiosa cambió la noticia, para añadir un comunicado de Infancia Robada en el que se decía, dirigiéndose a los medios, que “se os va a habilitar una sala para que podáis estar desde esa hora hasta que acabe la reunión y empiece la rueda de prensa”.

No es extraño que Religión Digital publicara la noticia en exclusiva de la reunión del cardenal Omella con Infancia Robada. Juan Cuatrecasas, fundador de esa Asociación, es colaborador habitual de ese medio. En su último escrito arremetía contra destacas personas e instituciones de Iglesia.  

Comentarios
Somos ECD
¿Buscas un medio de información libre, que no se casa con nadie?