Otras Religiones

Los evangélicos españoles rechazan al ‘Centro de Ayuda Cristiano’

Se trata de la Iglesia Universal del Reino de Dios "una importante y polémica secta neopentecostal de origen brasileño", afirma La Red de Estudios de las Sectas

Centro de Ayuda Cristiano.
photo_camera Centro de Ayuda Cristiano.

El Centro de Ayuda Cristiano, un grupo que se define como dentro de la Iglesia Evangélica y que en tiempos de pandemia está llevando a cabo acciones de visibilidad social, ha sido rechazado por la Federación de Entidades Religiosas Evangélicas de España (FEREDE), el órgano que aglutina al protestantismo español.

Así el pasado 24 de marzo, en su asamblea plenaria, FEREDE rechazó la integración en su seno del Centro de Ayuda Cristiano, nombre actual que utiliza en este país la Iglesia Universal del Reino de Dios (IURD), "una importante y polémica secta neopentecostal de origen brasileño", indica la Red Iberoamericana de Estudios de las Sectas (RIES). 

Tal como se informó el año pasado en la 63ª Asamblea General de FEREDE, en esta 64ª asamblea se votaba la solicitud de admisión de la Comunidad Cristiana del Espíritu Santo (éste es el nombre con el que está inscrita en el Registro de Entidades Religiosas del Ministerio de Justicia), también conocida como “Familia Unida”, o “Centro de Ayuda Cristiano”, y a la que se vincula con la IURD, fundada por el magnate brasileño Edir Macedo, aunque sus responsables en España niegan o relativizan ese vínculo, tal como informa el medio Actualidad Evangélica.

Tres informes 

En esta 64ª Asamblea de FEREDE se realizaron dos votaciones sobre ese asunto. La primera, para decidir si se aceptaba la integración de la CC del Espíritu Santo como “miembro de pleno derecho”. Al ser rechazada esta solicitud por la Plenaria, se la sometió a una segunda votación, esta vez para decidir si se la admitía como “miembro de integración parcial”, conforme a las diferentes formas de vinculación o membresía que prevén los Estatutos de la Federación. Pero esta opción también fue rechazada por la Asamblea.

La decisión de la Plenaria viene a confirmar y refrendar la valoración que con carácter previo había realizado la Comisión Permanente (junta directiva de la FEREDE) tras pedir tres informes sobre el carácter evangélico de dicha organización religiosa: un informe sociológico/teológico; un informe jurídico –estos dos informes a cargo de profesionales independientes no vinculados a la Federación–; y un informe del Consejo Evangélico de Madrid (CEM).

Testimonios de personas vinculadas 

Todos estos informes, así como los testimonios de personas que han tenido algún vínculo o información de primera mano sobre la entidad solicitante, según explica FEREDE, ponen en cuestión el carácter “evangélico” de la teología y práctica de la Comunidad Cristiana del Espíritu Santo, lo que es un requisito básico para formar parte de dicha Federación de iglesias y entidades evangélicas.

Es significativo que ésta haya sido la única entidad de las votadas en la 64ª Asamblea que no ha sido admitida. En total, la Plenaria ha aprobado el 24 de marzo las solicitudes de 36 nuevas iglesias, todas con informes favorables y cumpliendo con los requisitos establecidos en los Estatutos de FEREDE. También se ha informado de dos bajas por disolución. Antes de esta Asamblea, FEREDE contaba con 3.100 congregaciones y/o entidades en su membresía, a las que ahora habrá que añadir y restar estas últimas, indica RIES. 

Poder seductor 

Una investigación reciente ha puesto de manifiesto el poder seductor del Centro de Ayuda Cristiano con los medios de comunicación españoles. En un artículo publicado en PortaluzLuis Santamaría, miembro de la Red Iberoamericana de Estudio de las Sectas (RIES), hace un repaso por las múltiples apariciones de la secta y su aparente labor benéfica en decenas de medios, desde modestos portales de información local hasta referentes como Televisión Española o los diarios ABCEl Mundo y La Razón.

El investigador señala que uno de los asuntos más recurrentes en estas apariciones mediáticas es el de su trabajo con inmigrantes. La realidad es que sí, el público que busca la IURD son los inmigrantes –sobre todo latinoamericanos– y otras personas en situaciones especiales de vulnerabilidad y riesgo de exclusión social. Sin embargo, aclara, quienes aparecen en los medios de comunicación como destinatarios de una supuesta ayuda son en realidad víctimas de la acción proselitista y manipuladora de la secta.

Según explica Santamaría, tanto en sus sedes (25 por toda España) como en su página web oficial y en sus perfiles de redes sociales, podemos ver continuas alusiones a que son “una Iglesia Evangélica cerca de ti”, supuestamente centrada en colaborar con los más necesitados y sin referencia alguna a la IURD. Además, para verse más creíbles y cercanos, utilizan de forma repetitiva la bandera de España en sus rótulos y logotipos, como también la denominación “Centro de Ayuda España”.

Comentarios
Somos ECD
¿Buscas un medio de información libre, que no se casa con nadie?