Opinión

Navidad en una parroquia de Vallecas

Parroquia San Ramón Nonato
photo_camera Parroquia San Ramón Nonato

Cada vez que visito, en mi peregrinación periodística, la Iglesia de a pie, la Iglesia de los barrios de Madrid, me doy más cuenta de que esta ciudad, como otras en España, como todas en España, no se entendería sin las parroquias. Al fin y al cabo es como decir que no se comprendería sin los párrocos, los sacerdotes, los religiosos y las religiosas, los fieles que hacen posible la presencia del Evangelio.

Vallecas no es una sola Vallecas, hay muchas, son varias. Incluso me han explicado que hay una Vallecas eclesial al lado de una calle y otra, al otro, por historia y formas de presencia. Complementarias, hermanas.

Y que hay una Vallecas que sale en los medios y otra que no. Lo digo porque también me dicen que hay quienes están empeñados en remover las aguas de Vallecas. Lo siento.

Hoy me permitirán los lectores que les hable de una parroquia en Vallecas que no sale en los medios. Ustedes me entienden. Cada vez más desconfío de la Iglesia que está obsesionada por salir en los medios. ¿Por qué será?

Pues en esa Vallecas que no sale, está la parroquia de San Ramón Nonato, la del Puente de Vallecas, que de por si es frontera y periferia, y que desarrolla una impresionante labor social, caritativa, espiritual. Todas ellas juntas, sin cesiones ni concesiones, sin cesuras.

Hace poco nos hemos enterado de algunos números de esta parroquia. En el curso septiembre 2017-julio 2018, dieron un total de 22.195 comidas servidas en su comedor parroquial, además de 18.000 táperes y 9.900 bolsas de alimentos entregadas a 300 familias.

Los táperes con comida a las familias que sus hijos no quieren ir al comedor parroquial.

La Obra Social Familiar Álvaro del Portillo, que está al servicio de la parroquia, ayudó a 143 personas vulnerables, a los que facilitó alojamiento, atención infantil y formación laboral. Se trata sobre de mujeres abandonadas, madres embarazadas o refugiados. Cáritas Parroquial atendió a 1.850 personas, 520 en su ropero y 130 en su centro de mayores.

Quizá en estas fechas de Navidad, no esté de más recordar lo que son y hacen las parroquias, de Madrid, de España, del mundo entero.

He aquí solo una muestra… Pero como ésta, otras muchas, tantas…

Qué sano orgullo.

Comentarios
Somos ECD
¿Buscas un medio de información libre, que no se casa con nadie?