Zoom

Menos mal que ya no quedan Fernandos Báez por la vida

Fernando Báez.
photo_camera Fernando Báez.

Fernando Báez es el sacerdote canario que ha argumentado que las niñas Anna y Olivia han fallecido a manos de su padre por "culpa" de la infidelidad de la madre. Indignante, aberrante y además, señor Báez, Tomás Gimeno, siguiendo su misma argumentación, ¡¡también era infiel!! 

Se atreve hoy a calificar a Tomás Gimeno de "pobre hombre" en lugar de llamarle asesino y que luego Dios le perdone, pero realizar este tipo de declaraciones es un crimen, un flaco favor a la sociedad y un pésimo servicio a la Iglesia Católica. 

He leído la carta que usted ha escrito en el que aclama misericordia y acusa a la gente que se deja llevar por el odio, recordando que el odio no es cristiano. Ni una sola palabra de consuelo a la madre de las niñas, la verdadera víctima, la que está muerta de dolor, la que está desesperada...ni una sola palabra de misericordia y de amor hacia ella.

Padre Báez, no me extraña que le tilden de machista, que la fiscalía le investigue, que pidan su retirada del servicio público. Menos mal que el obispo de Canarias, José Mazuelos, ya ha anunciado que se van a tomar las medidas oportunas contra usted. 

Todavía no he leído ninguna rectificación por su parte, ni una palabra de perdón con sus declaraciones, que toda España está contra usted, ni un ápice de consuelo hacia la madre de las niñas. 

Su cuenta de Facebook está que echa humo. Pero usted en su trece. Menos mal que ya no quedan Fernandos Báez por la vida. Espero que el buen obispo de Canarias le de el retiro que merece y espero también que la justicia haga el resto. 

Zenón de Elea

Comentarios
Somos ECD
¿Quieres formar parte de ECD?