Vaticano

España presenta cuentas en Roma del dinero recaudado para misiones. Sigue siendo uno de los países que más aporta

Durante estos días, se reúnen en Roma los directores nacionales de las Obras Misionales Pontificias para dar cuenta del dinero recaudado en cada una de las campañas y que así, desde la secretaría general, se pueda distribuir el dinero a los territorios de misión. El Papa los recibirá en audiencia el viernes

La Asamblea de Obras Misionales Pontificias es un símbolo claro de la Iglesia porque hasta Roma llega todo el dinero recaudado para distintos fines en la misión, y en Roma, como madre, la Iglesia se ocupa de repartir equitativamente el dinero entre sus hijos y de analizar al detalle las necesidades especiales que se le plantean. A eso se están dedicando esta semana los directores nacionales de las OMP de todo el mundo.

No se trata tanto de rendir cuentas y evaluar la caridad de cada uno de los países para con los territorios de misión como de poner en común el dinero recaudado. Y en ese sentido, España sigue siendo, en porcentaje, uno de los países del mundo en los que la misión está más presente.

Una de las claves del funcionamiento de Obras Misionales Pontificáis, como explican a Religión Confidencial, es la transparencia. De ahí que no quede un solo euro sin documentar. Y para evitar cualquier tipo de favoritismo hacia unos territorios de misión respecto a otros, el dinero recaudado lo reparten en Roma sin tener en cuenta la procedencia. Se establecen dos vías de canalización: las ayudas ordinarias, iguales para cada diócesis, y las extraordinarias, solicitadas para proyectos e iniciativas concretos. Esos proyectos pasan una serie de filtros para ser considerados aptos.

Después, desde la Secretaría General se decidirá cuánto se destina a cada solicitud. Y repartirá la gestión de las ayudas de modo que cada país destinará el dinero que ha recibido a proyectos y diócesis concretas. Y, para asegurar la eficacia, todo se hace a través de la red diplomática vaticana. Desde OMP saben que en la evangelización, cada euro es importante.

Comentarios
Somos ECD
Periodismo libre, valiente, independiente, indispensable