Solidaridad

Ruanda: asociación española financia estudios universitarios a jóvenes talentos

Padre Gaetan: “El problema de África no es la falta de comida, sino la falta de desarrollo y la educación universitaria”

El padre Gaetan con jóvenes ruandeses.
photo_cameraEl padre Gaetan con jóvenes ruandeses.

El padre Gaetan Kabasha acaba de volver de Ruanda, su país. Hace algunos años puso en marcha en España la Asociación Universidad para el Desarrollo en África (AUDE) que, entre otros proyectos, financia los estudios a jóvenes con alta capacidad intelectual.

En una carta dirigida a Religión Confidencial, comparte algunos proyectos iniciados pero que necesita para su ejecución, más financiación. “El problema de África no es la falta de comidas, medicinas o dinero, El problema es que falta desarrollo. He observado que una de las vías fundamentales para el desarrollo de África es la educación universitaria", sostiene el sacerdote ruandés.

El padre Gaetan afirma que África necesita ingenieros, médicos, profesores, pensadores, técnicos, analistas etc. "Si alguien quiere ver a este continente emerger en el futuro, tiene que plantearse seriamente el tema de la educación universitaria. Sólo así, África podrá emerger y enfrentarse a los desafíos de la globalización". 

Con esta idea, impulsó hace algunos años AUDE. “Durante dos días, me he reunido con los 16 estudiantes que estamos financiando. Están entusiasmados y se les ven con ganas de terminar la carrera y empezar a hacerse miembros de la Asociación”, subraya en su carta.

Conducción de agua 

Otro de los proyectos llevado a cabo se desarrolla en su pueblo natal, Gifuba (distrito de Rulindo), en donde la población reunió dinero para recoger agua de la montaña y conducirla por tuberías a las ciudades. "Consiguieron conducirla hasta la mitad del recorrido y se les acabaron los medios. Ahora necesitan 1.500 euros para que cada uno tenga agua potable cerca", señala. 

Ruanda 2.

Escuelas 

El padre Gaetan han visitado también la escuela de primaria de Busanane (distrito de Gasabo) que fue su colegio desde 6 años hasta 14. "Han mejorado mucho las construcciones pero el Estado les está obligando a los padres que construir una cerca para mejor protección de niños. Los padres ya están agotados por las tasas escolares y algunos han sacado a sus hijos por falta de medios.  El presupuesto se eleva a 1.000 euros", expone. 

En su país, hay niños que han abandonado la escuela porque sus padres no consiguen pagar las tasas que se les exige.

Otro proyecto que necesita financiación es la facultad de enfermería de Ruli, en el distrito de Gakenke. Construida por la diócesis de Kigali, la escuela atiende a 300 alumnos de todo el país. Su problema es encontrar los esqueletos o muñecos plásticos para las prácticas biológicas y medicales. No se encuentran en ningún lugar de Ruanda. 

Ruanda 3. Le escuela de Busanane.

Comentarios
Gratis
Quiero estar informado con el Boletín Diario en mi correo