Solidaridad

La Orden San Juan de Dios reanuda en Valencia los talleres de su centro ocupacional

Paralizados por la pandemia, forma a personas sin hogar para prevención del Covid-19 en industrias

Taller para personas sin recursos en Valencia.
photo_cameraTaller para personas sin recursos en Valencia.

Personas sin hogar o en riesgo de exclusión social atendidas por la Orden de San Juan de Dios han participado en un curso sobre limpieza, desinfección y prevención del COVID-19, para mejorar su empleabilidad por medio de la profesionalización en el sector de la limpieza industrial ante la demanda surgida con la pandemia.

De esta manera, la Orden Hospitalaria de San Juan de Dios en Valencia ha ido reanudando sus talleres de formación grupal de su Centro Ocupacional  desde principios de este mes de julio, paralizados cuando fue decretado el Estado de Alarma, que tienen como objetivo la inserción sociolaboral.

Medidas de protección en empresas y trabajadores
 

En el curso de limpieza han participado 11 personas usuarias del albergue y de las viviendas que coordina la entidad, “personas que se encuentran en búsqueda activa de empleo”, según explican desde la Orden de San Juan de Dios en Valencia.

Entre otros conceptos, “han aprendido sobre limpieza de tratamiento y mantenimiento de suelos, paredes y techos en edificios y locales y técnicas y procedimientos de limpieza con utilización de maquinaria”.

Igualmente, el curso ha incluido formación sobre el "tiempo de permanencia del virus en las superficies, sobre las medidas de protección en las empresas y los trabajadores, y la desinfección de artículos y mercancías”.


Búsqueda activa de empleo con financiación europea
 

Igualmente, entre otros cursos que ha retomado la Orden de San Juan de Dios figura el de creatividad y pintura mural, que se está desarrollando esta semana. Tiene como objetivo la creación de una pintura de gran formato, con el que están aprendiendo además de las técnicas artísticas y plásticas, la importancia del trabajo en equipo”.

Conforme apunta a Religión Confidencial  la directora, Isabel Tortajada, “con este taller se pretende estimular la creatividad de las personas usuarias a la vez que se desarrollan habilidades profesionales como el trabajo en equipo”.  Además, “el arte propicia que interactúen y se conozcan mejor entre ellos, lo que favorece la construcción de redes de contacto entre ellos”.

Ambas iniciativas son parte del Programa de Acompañamiento y Búsqueda Activa de Empleo (ACOMBAE) de la Orden de San Juan de Dios y  está financiado por el Fondo Social Europeo a través de la Generalitat Valenciana.
 
“Nuestro Programa de Acompañamiento y Búsqueda Activa de Empleo (ACOMBAE) atiende a personas sin hogar de Valencia. A lo largo de su estancia en nuestro albergue y viviendas, diseñamos itinerarios personalizados de inserción socio-laboral encaminados a recuperar habilidades sociales y facilitar el acceso al mundo laboral”, añade la directora.


 Albergue y viviendas sin casos positivos por coronavirus
 

La Orden de San Juan de Dios tuvo que adaptar el albergue, viviendas y taller ocupacional como respuesta ante el COVID-19 y ha continuado atendiendo a personas sin hogar en el albergue que rige en la capital, con sus 50 plazas ocupadas, y en la red de 14 viviendas, donde residen 48 personas, “ya que atender desde la calidad es nuestra prioridad adoptando todas las medidas preventivas establecidas por las autoridades”.
 
“El trabajo realizado ha sido un éxito, ya que, a fecha de hoy no hay casos positivos por COVID 19 entre las personas que se encuentran en nuestros recursos residenciales”, según indican desde la entidad.

Por ello, aunque la entidad tuvo que paralizar la actividad del centro ocupacional, ha seguido desarrollando sus programas de intervención social con nuevos instrumentos tecnológicos terapéuticos de deshabituación y aplica todas las medidas preventivas.

La Orden Hospitalaria de San Juan de Dios cuenta una trayectoria de más de 130 años en la ciudad de Valencia. En su primera etapa se centró en la atención sanitaria de niños enfermos en el Hospital de la Malvarrosa y desde 1992 se dedica a la atención a personas sin hogar.

La entidad dispone de un albergue en Valencia que ofrece alojamiento y atención de las necesidades básicas de alimentación, salud y también “calor humano”, y una red de 14 viviendas de inserción “que se convierten en el hogar que estas personas han perdido”. Asimismo, completa sus servicios con el programa de Salud, el programa Ocupacional y Empleo, el programa de Ocio y Tiempo Libre Saludable y el programa de Acompañamiento Social Externo.

Comentarios
Somos ECD
¿Quieres ser protagonista del Confidencial Digital?