Religión Confidencial

El nuevo embajador de Putin ante el Vaticano

Se llama Alexander Avdeev, tiene 66 años y es diplomático de profesión, aunque su último cargo fue como Ministro de Cultura.

Las relaciones diplomáticas entre Rusia y el Vaticano han sido siempre complicadas y tortuosas. Aunque el establecimiento de relaciones diplomáticas se remonta tan sólo a marzo de 1990, tras histórica visita de Mijail Gorvachov y un año antes de la desintegración de la URSS. Sin embargo hubo que esperar hasta el 2009 para que estas relaciones diplomáticas se hicieran plenas, tras la visita de Dimitri Medvedev, entonces presidente ruso, el Kremlim y el Vaticano decidieron estrechar los lazos y comenzar una relación más amistosa que en años anteriores.

Signo de ello es este nuevo embajador, Alexsander Avdeev, nombrado por Vladimir Putin para representar a Rusia ante la Santa Sede y la Orden de Malta. Con larga experiencia como diplomático ya que Avdeev trabajó ya en las embajadas de Paris durante largos períodos, además de ser también embajador de la URSS en Luxemburgo y Bulgaria y viceprimer ministro y Ministro de Cultura en los últimos años.

Durante el pontificado de Juan Pablo II, Rusia era una prioridad y uno de los destinos que el Papa polaco deseaba visitar y que sin embargo nunca llegó a hacerlo. Ahora, con Benedicto XVI la cuestión rusa ha pasado a un segundo plano –la situación en China ha tomado su lugar-, y aún no se ha producido, ni parece que vaya a suceder próximamente, ninguna invitación del gobierno del país a Benedicto XVI para que lo visite, por lo que parece que quedará en la lista de pendientes a realizar.

Y es que las tensiones diplomáticas se extendían –quizás muy influenciadas, también- por los roces entre el patriarcado ortodoxo de Moscú y la Iglesia católica, quien acusaba a la minoría católica de proselitismo y de influenciar territorios históricamente ortodoxos, a pesar de que los católicos no alcanzan las 600.000 personas en un país de 142 millones de habitantes y la libertad de culto es relativa.

Quizás este nuevo embajador ante el Vaticano sea un paso adelante para conseguir una normalización de las relaciones ente ambos Estados, y que con el tiempo conduzcan finalmente a una verdadera libertad de religión y de culto en todo el país.

@blancaruizanton

Comentarios
Somos ECD
¿Quieres ser protagonista del Confidencial Digital?