Religión Confidencial

‘¿Primavera Cristiana?’ una idea del Sínodo de la Nueva Evangelización

En el Sínodo de los Obispos sobre la nueva evangelización, el trabajo se reanudó este lunes, con la continuación del debate general. La Asamblea de los Obispos afrontó el tema de la presencia de los cristianos en los países árabes, solicitando el inicio de una "primavera cristiana" que ayude a la consecución de la libertad y de la paz. Una "primavera del cristianismo" que contribuya, gracias a la nueva evangelización, al desarrollo de una verdadera "primavera árabe" de democracia, libertad, justicia y paz en contra de todas las formas de violencia y supresión de los derechos. "Esta es la esperanza del Sínodo para Oriente Medio y para países -como Irak, Egipto y Siria- donde hay una agresión injustificada contra los cristianos. Son actos, dicen los obispos, que deforman el rostro del Islam moderado". De ahí surgió la invitación a promover el diálogo interreligioso, especialmente con el testimonio de la vida cotidiana. Porque, como se observó en el Sínodo "basta un día para ser musulmán y luego es difícil renunciar a esta religión"; y en cambio un curso de catecismo dura tres años, pero "los bautizados fácilmente se olvidan de la Iglesia Católica, tal vez porque su fe es emocional y superficial".

Los padres sinodales en la décima Congregación insistieron en dar más confianza a los jóvenes de la Iglesia, como nuevos agentes de evangelización, especialmente entre sus coetáneos. Para ello es central dar apoyo a la familia, verdadera Iglesia doméstica: quien tiene hijos, tiene esperanza, dicen los obispos, mientras que Europa, por ejemplo, con su natalidad en declive, parece haber contraído el virus del miedo del futuro.

Comentarios
Somos ECD
¿Quieres ser protagonista del Confidencial Digital?