Religión Confidencial

Monseñor Reig Plà sitúa en las consecuencias de Mayo del 68 la actual crisis de la familia: "No se tiene hijos porque no se tiene esperanza"

Por la I Jornada "Balbuena de la Rosa" sobre la Familia, organizada por la Cátedra Extraordinaria de Estudios de la Familia del Instituto de Estudios de la Familia de la Universidad CEU San Pablo pasaron también, entre otros, el presidente del Foro Español de la Familia, Benigno Blanco, y la exministra de Exteriores noruega Janne Haaland. Analizaron los riesgos de la pérdida de valor del vínculo conyugal para la sociedad actual.

"Solo con el amor esponsal abierto a la vida sacaremos a España de la peor de las crisis", explicó el obispo de Alcalá y presidente de la subcomisión episcopal de Familia en la Conferencia Episcopal, monseñor Juan Antonio Reig Plà. Aunque sus palabras, dirigidas en muchos casos a los jóvenes que participaban en la cita como público, fueron optimistas, sí expresó el problema que ha supuesto el "pensamiento hegemónico" que se impuso tras el Mayo del 68, cuando "ganaron las leyes, gobernaron y cambiaron las claves de la educación".

Para el obispo, ha habido dos grandes "fraudes": el primero consiste en haber desvinculado la libertad de la verdad, de modo que ha quedado "a merced de los instintos y de las emociones", con la consecuencia que tiene para la familia. El segundo es caer en el "dualismo antropológico", que separa cuerpo de espíritu como elementos autónomos.

También fue tajante el presidente del Foro Español de la Familia, que aseguró que "gran parte de nuestros contemporáneos no tiene ni remota idea de qué es ser un ser humano" y eso los transforma en "literalmente animales"; condición animal que no tiene nada que ver con la formación académica, porque se podría dar en "catedráticos de universidad o presidentes del Gobierno".

Muy importante fue la participación de la política y académica noruega Janne Haaland, en el punto de mira de algunos grupos de presión por su defensa de la familia. En su discurso explicó cómo poco a poco ha calado en la sociedad la idea de que los llamados "nuevos modelos de familia" son idénticos en valor a la familia tradicional. Explicó que cabe plantearse si de ahí no se saltará a homologar situaciones como la poligamia.

Francisco José Contreras, director de la Cátedra Extraordinaria de la Familia del Instituto CEU de Estudios de la Familia, expresaba su preocupación por el hecho de que se hayan implantado algunos dogmas muy peligrosos, como el de que no existe crisis de la familia sino "florecimiento de nuevos modelos" o el de que "todas las formas de gestionar la vida amorosa son igualmente dignas de respeto". Al final, estas premisas tienen consecuencias que se pueden apreciar en cuestiones tan evidentes como los resultados educativos de los niños.

Comentarios
Somos ECD
Queremos escucharte y queremos que nos ayudes