Iglesia-Estado

Polémica en Castellón por los libros LGTBI: las AMPAs de los centros públicos valencianos piden la retirada de los libros

Presentan una querella contra la concejala de Compromís por prevaricación e incitación sexual a menores

Verónica Ruiz (Compromís), la concejala de Castellón con los libros LGTBI que ha distribuido.
photo_camera Verónica Ruiz (Compromís), la concejala de Castellón con los libros LGTBI que ha distribuido.

El pasado viernes, 15 de octubre, se conoció la decisión del juzgado  de lo Contencioso-Administrativo número 1 de Castellón de retirar cautelarmente los 32 ejemplares de libros de ideología LGTBI en once institutos públicos de Castellón y en un centro de menores que habían sido enviados por la Concejalía de Cultura. La concejala, Verónica Ruiz, pertenece a Compromís.

Se tuvo conocimiento en pleno Congreso Federal del PSOE, que se ha celebrado en Valencia este fin de semana, y al que ha asistido la alcaldesa de Castellón, la socialista Amparo Marco, que manifestó que pedirá explicaciones a la concejala de Cultura, y ha indicado que no ha visto las publicaciones. Se da la circunstancia de que el ayuntamiento anunció, antes de que la alcaldesa expresara su desconocimiento,  que recurrirá el auto judicial.

Las AMPAs, indignadas con los libros

Sonia Terrero, presidenta de la Confederación Valenciana de AMPAs y APA (COVAPA) de los centros públicos de la Comunidad Valenciana, que agrupa a 250.000 familias,  ha expresado a Religión Confidencial la “indignación que nos han trasladado los padres por estos libros repartidos por la Concejalía de Cultura, y que no podemos ni debemos permitir los padres que desde las administraciones públicas hagan y deshagan como quieran, haciendo de nuestros hijos herramientas políticas de adoctrinamiento”.

“No podemos considerar igualdad o respeto unos libros que lo único que generan son odios y que generarían problemas educativos donde no los hay”, ha destacado la presidenta a RC.

Terrero ha subrayado a este digital que “es una pena derrochar dinero en estos libros, y no en infraestructuras educativas o apoyo pedagógico, y no hay diálogo con los padres, nos tienen miedo y nos quitan nuestros derechos”. Por todo ello, la presidenta pide a los padres que “hagan llegar a COVAPA todo cuanto atente a los derechos de las familias e la educación, no les dejaremos solos nunca”.

Desde COVAPA piden la “dimisión de los consellers de Educación e Igualdad, Vicent Marzà y Mónica Oltra, así como de la concejala de Cultura, Verónica Ruiz,  por una manipulación y sectarismo que no se pueden permitir”.

En COVAPA está integrada la FAPA Humanista Manuel Tarancón, de los centros públicos de la provincia de Castellón, y que preside José Avalos, que también ha mostrado su indignación por el reparto de estos libros de temática LGTBI.

Querella por prevaricación e incitación sexual a menores

La Fundación Abogados Cristianos ha asegurado que ha accedido al contenido de los libros LGTBI repartidos por el Ayuntamiento de Castellón entre los institutos públicos de la ciudad, para, acto seguido, desde Abogados Cristianos anunciar ayer, lunes,  la presentación de una querella contra la concejal de Cultura, Verónica Ruiz (Compromís), por prevaricación, delito de odio, provocación sexual e incitación a la práctica sexual a menores de 16 años.

Desde Abogados Cristianos  aseguran que "intentar adoctrinar a los menores, defendiendo la pornografía, el sexo con drogas y atacando a las religiones, no sólo no es educación, sino que es un delito". "El que esté a favor de semejante imposición debería responder ante la justicia".

Añaden que "pediremos además al juez que abra además una investigación para esclarecer la posible vinculación de la alcaldesa, Amparo Marco".

A favor de los libros: Montero, Oltra y Marzà

Por su parte, la vicepresidenta primera y consellera de Igualdad, Mónica Oltra, ofreció ayer en Castellón una rueda de prensa en defensa de la tolerancia y la diversidad, lamentando  la retirada de estos libros de temática LGTBI.

En un tuit Oltra escribió sobre estos libros que “la Justicia ha ordenado retirar de los centros hablan de libertad, de diversidad, de quererse libremente, es decir, de valores democráticos y de derechos humanos”.

El conseller de Educación, Vicent Marzà (también de Compromís, como la concejala de Cultura y la propia Mónica Oltra), ya ha anunciado que recurrirá el auto judicial.

También la ministra de Igualdad, Irene Montero, en un tuit expresó que esta decisión judicial “atenta contra los derechos humanos”.

“Constante escarnio de las religiones”

Según el auto hecho público por Abogados Cristianos el pasado 15 de octubre, quien así lo había solicitado, la medida cautelarísima se toma en base a la “urgencia” debido a que cualquier otra vía no evitaría su reparto y podrían producirse “los perjuicios irreparables” que se alegan por la asociación cristiana, con “contenido sexualmente explícito y constante escarnio de las religiones, no sólo la católica, también al islam, al judaísmo y la religión evangélica”

“Cómo superar un bollodrama”, “El fin del armario”, “Transeducar. Arte, docencia y derechos”, “Un año sin nombre”, “Yo soy así y eso no es un problema”, “La cultura de la homofobia y cómo acabar con ella” o “A la conquista del cuerpo equivocado” son algunos de los títulos requisados.

Comentarios
Somos ECD
¿Buscas un medio de información libre, que no se casa con nadie?