En voz baja

Los voluntarios de la JMJ rezan el ángelus juntos después de un toque de campana

Todos los días a las 12 del mediodía, en el edificio Apot (Ifema), los voluntarios de la JMJ hacen un pequeño parón para rezar el ángelus y la oración de la JMJ. Después de un toque de campana, se levantan para rezar juntos. Los que trabajan allí también cuentan con una capilla donde pueden asistir a misa y rezar ante el Santísimo sacramento. Algunos de ellos están echando el resto estos días y salen de trabajar pasadas las diez de la noche.

Comentarios
Somos ECD
¿Buscas un medio de información libre, que no se casa con nadie?