En voz baja

El exlíder de las Juventudes Socialistas pidió perdón por su campaña ofensiva

Religión Confidencial se hizo eco hace unas semanas de la proximidad de la vista oral en el juicio contra un antiguo líder de las Juventudes Socialistas de Andalucía que había lanzado una campaña de promoción de preservativos con alusiones claramente ofensivas contra la Iglesia católica.

El viernes se sentó en el banquillo el acusado para pedir perdón. Es verdad que está actitud lo excluye del delito penal porque no hay, supuestamente, según el testimonio del inculpado, voluntad de ofender. Y quizá no se arrepienta en absoluto del daño cometido u se trate sólo de una estrategia procesal orquestada por sus abogados. Pero hay que aceptar su perdón.

Así lo expresaba el Centro Juridico Tomás Moro, institución que llevó el caso ante los tribunales, a través de su presidente: "Con independencia de lo que dicte la juez nosotros nos damos por satisfechos; aceptamos el perdón solicitado confiando en que no se vuelva a repetir", concluye Pérez-Roldán.

Comentarios
Somos ECD
¿Quieres ser protagonista del Confidencial Digital?