Diócesis

Los obispos no levantan de momento la dispensa del precepto dominical

Concluido el estado de alarma, desde las diócesis se anima a los fieles a asistir a misa pero sin que constituya una obligación

Normas en el interior de los templos.
photo_cameraNormas en el interior de los templos.

Tras finalizar el estado de alarma en España, la pregunta de muchos católicos que cumplen con el primer mandamiento de la Iglesia Católica "oír misa entera todos los domingos y fiestas de guardar" es la siguiente: ¿Levantarán los obispos la dispensa del precepto dominical? 

Pues por el momento, no. Fuentes del arzobispado de Madrid informan a Religión Confidencial que el cardenal Carlos Osoro prorrogará la dispensa del precepto dominical. "De momento, sigue vigente hasta que el arzobispo no diga lo contrario, aunque hay que animar a los fieles a asistir a misa, sobre todo aquellos que no tengan impedimentos por salud o edad", exponen las mismas fuentes.  

Aforo al 75% de su capacidad 

El Consejo de Gobierno de la Comunidad de Madrid ha aprobado este viernes la orden de la Consejería de Sanidad con las medidas en materia de salud pública y de seguridad ciudadana de aplicación en la región tras la finalización del estado de alarma por el COVID-19. La norma, que entrará en vigor a las 00:00 horas de este domingo 21 de junio, prevé que "la asistencia a los lugares de culto no podrá superar el 75 % de su capacidad".

La archidiócesis de Madrid ha explicado en su web las medidas que continuan vigentes para el culto público en la capital, tras finalizar el estado de alarma: llevar mascarillas obligatoriamente dentro del templo (algunas personas se están saltando esta norma dentro de la iglesia durante las misas), mantener la distancia de seguridad, geles desinfectantes y comulgar preferente en la mano. 

Lo que dice el Derecho Canónico 

Fuentes del arzobispado Castrense también han respondido a RC a la pregunta de cuándo se levantará la dispensa del precepto dominical.

"Atendiendo al espíritu del propio Derecho Canónico general que indica que no incumple o está dispensado del precepto el que se encuentra en lugar donde no se celebra o no puede celebrarse la Eucaristía, en el momento en que los fieles pudieron volver a las celebraciones que nunca cesaron, la propia gente, al menos en nuestro Arzobispado entendió sin mayor necesidad de explicación, que regresamos a una normalidad litúrgico-celebrativa de modo progresivo". 

Es decir, cómo la nueva normalidad exige mantener el metro y medio de distancia, lo que reduce grandemente los aforos, la Iglesia no puede garantizar que todo el mundo tenga acceso a la Eucaristía ni al cumplimiento del precepto, ni siquiera con la multiplicación de misas que tiene un límite en número de ellas por sacerdote y día. De ahí que los obispos no puedan fomentar, ni el absentismo a misa ni tampoco una exigencia radical cuando no se puede garantizar el Sacramento. 

"Debemos ser firmes y a la vez cautos y misericordiosos. Ahora es el momento de asegurarnos de cómo podemos llegar a todos, de buscar la forma para llegar a la certeza de que todo el mundo pueda sin riesgo para sí y para los demás asistir a la Eucaristía. Sólo entonces habremos vuelto a la normalidad", indican desde el arzobispado castrense. 

Ni si quiera el obispo de Alcalá de Henares, Juan Antonio Reig Plá, quien ha mantenido abiertos sus templos durante toda la cuarentena, levanta por el momento la dispensa del precepto dominical y por ahora, su séptimo decreto en relación a la pandemia es que el continúa vigente. 

Según algunas fuentes consultadas por RC, las diócesis esperan una respuesta colegial desde la Conferencia Episcopal. Por ahora, continúan aplicándose las actuales medidas de prevención que se publicaron durante la desescalada. 

Normas en el interior de los templos.

Comentarios
Somos ECD
¿Quieres ser protagonista del Confidencial Digital?