Diócesis

San Dámaso estrena Licenciatura en Teología Bíblica: se quiere evitar el dualismo entre fe y razón, entre teología y exégesis

La Universidad Eclesiástica San Dámaso no deja de crecer y, según ha podido saber El Confidencial Digital, en el próximo curso académico va a ofertar una Licenciatura en Teología Bíblica que se puede cursar como dos años adicionales a los títulos de otras licenciaturas. Es un programa pionero que abre nuevos campos de trabajo e investigación.

De hecho, la línea de trabajo, de la mano de las propuestas de Benedicto XVI, es clara: "la lectura de la Biblia como una realidad canónica. En consonancia con las orientaciones del Papa Benedicto (Exhortación Apostólica Verbum Domini 34), esta aproximación busca entender los textos bíblicos a la luz de la entera Escritura, cuyo sujeto es el pueblo de Dios y cuyo principio interpretativo fundamental es la fe y la tradición de la Iglesia, tal y como solemnemente afirmara el Concilio (Dei Verbum 12 § 3)".

Lo que se pretende con este programa es seguir estudiando los textos bíblicos "con los métodos pertinentes de las ciencias humanas, en particular la filología y la historia", pero, al mismo tiempo, que ese estudio sea, "desde su misma raíz también teológico, evitando así el dualismo entre exégesis y teología, entre razón y fe".

El responsable de este nuevo título es el profesor Luis Sánchez Navarro, de los Discípulos de los Corazones de Jesús y María, actual director del Departamento de Sagrada Escritura, licenciado y doctor en Sagrada Escritura por el Pontificio Instituto Bíblico de Roma.

Según él mismo explica, la creación de este Bienio de Licenciatura en Teología Bíblica responde a "un deseo repetidas veces manifestado: que nuestra Universidad, que pese a su juventud puede ya acreditar una trayectoria sólida, ofrezca una formación bíblico-teológica en los grados de Licencia y Doctorado que capacite a los alumnos para una interpretación de la Sagrada Escritura científica y teológica a la vez, según la propuesta del Concilio Vaticano II recientemente actualizada por el papa Benedicto XVI (Exhortación Apostólica Verbum Domini)".

Comentarios
Somos ECD
¿Quieres ser protagonista del Confidencial Digital?