Diócesis

Carnaval en la parroquia de San Carlos Borromeo: chiringuito, alcohol, ‘reggaetón’ y el Cristo disfrazado. Vea aquí la foto

Este viernes la parroquia de San Carlos Borromeo de Madrid quiso celebrar la pagana fiesta de carnavales. Para ello, el templo se convirtió en una autentica sala de fiestas. Una verbena con todo lujo de detalles: chiringuito, alcohol, 'reggaeton' y demás.

San Carlos Borromeo se engalanó para el carnaval. Nada más entrar en el templo, a la derecha, había un chiringuito con parrilla donde se vendían bocatas a 2 euros y cubatas de medio litro a 5. En la puerta, como si se tratase de cualquier local de la noche madrileña, había gente fumando.

Dentro había bancos apilados a un lado y al otro una especie de photocall donde los asistentes podían fotografiarse. En la zona del altar había colgadas una serie de pancartas.

Para que no faltase detalle, el crucifijo habitual de la parroquia de San Carlos Borromeo también fue disfrazado con un pañuelo al cuello donde podía leerse "-recortes + kanaval". Además, muchos de los asistentes iban disfrazados de manera irreverente, había curas, monjas y hasta obispos. Burlas que están fuera de lugar en cualquier sitio pero más aun en un templo.

Comentarios
Somos ECD
¿Quieres ser protagonista del Confidencial Digital?