Diócesis

Los franciscanos, presentes en Asturias desde 1260, se van a Galicia. Monseñor Jesús Sanz lamenta la falta de vocaciones y quiere asistir a la última misa el 4 de octubre

La mudanza tendrá lugar el día 5 de octubre. De los dos frailes franciscanos que actualmente ocupaban la casa conventual de Avilés, uno se irá Orense y otro a Pontevedra. El arzobispo de Oviedo, monseñor Jesús Sanz, también franciscano, tiene intención de celebrar con ellos la última misa el día 4 de octubre.

El Arzobispo de Oviedo, Jesús Sanz Montes, recibió ayer en su despacho al superior provincial de la orden franciscana, quien le comunicó de forma oficial la noticia conocida hace un mes que hace referencia al cierre de la casa conventual franciscana de Avilés y el traslado de los dos frailes que la ocupan a tierras gallegas.

La reunión, estrictamente privada por deseo de las partes, sirvió para ratificar el calendario del traslado ya conocido: el día 4 de octubre, día de San Francisco, los frailes darán la última misa en el templo y el día 5 comenzará la mudanza.

Según ha podido saber Religión Confidencial, el Arzobispo, que lamenta mucho que la orden franciscana deje Asturias por falta de vocaciones, tiene toda la intención de asistir a celebrar la ultima misa con ellos el 4 de octubre. Además, el Arzobispo garantiza la continuidad del culto en el templo avilesino.

Por su parte, el pueblo de Avilés, que ya conocía la noticia con mucha antelación, ha ido despidiendo a sus frailes que forman parte importantísima del pueblo. Para ello han organizado un concierto y una conferencia dedicada a la orden.

No es la única casa conventual franciscana que ha sido cerrada este año, la casa de Padrón en A Coruña es asistida desde hace un tiempo por la de Santiago de Compostela, de localización muy próxima.

Otra rama de la orden Franciscana, los Franciscanos Capuchinos, mantienen su presencia en Gijón.

Comentarios
Somos ECD
¿Quieres ser protagonista del Confidencial Digital?