Los primeros santos de Francisco

Este domingo, Francisco preside la primera ceremonia de canonización de su pontificado que eleva a los altares a nada más y nada menos que de 802 nuevos santos. Entre ellos la primera santa de Colombia.

El anuncio de la fecha de la canonización de estos nuevos santos lo dio Benedicto XVI el 11 de febrero de 2013. El mismo día que anunció su renuncia. Y por obvias razones, los nuevos santos quedaron eclipsados ante una noticia totalmente imprevista y que hacía 600 años que no se daba. Ahora Benedicto es Papa emérito y vive en un convento dedicado al estudio y la oración. Tres meses después de la sonada renuncia es Francisco el que lleva las riendas de la Iglesia y el que presidirá las últimas canonizaciones que convocó su predecesor.

Los nuevos santos, los primeros de Francisco, los últimos de Benedicto, son 802. Y es que este domingo canonizará a 800 mártires que murieron en la ciudad de Otranto, en el sur de Italia. Tras la conquista de los turcos de esa zona en 1480, obligaron a la población a convertirse al islam. Sin embargo, esta población prefirió morir antes que renegar de su fe. Ahora, 533 años después se declara oficialmente que están en el Cielo.

Otra de las santas de este domingo será la Madre Laura, la primera santa de procedencia colombiana. A pesar de que hay muchos santos que vivieron y desarrollaron su actividad en ese país, hasta ahora no había ninguno que hubiera nacido allí. Hasta este domingo, cuando la beata Madre Laura pase a ser santa. Se trata de un evento de grandísima relevancia en el país por el trabajo que desarrolló con los indígenas. Por eso cientos de televisiones y medios de comunicación se han desplazado hasta Roma para cubrir un evento histórico para la Iglesia y también para Colombia.

Sin embargo, para México, la Madre Guadalupe o Madre Lupita, como es más conocida, no es la primera santa del país, pero la atención mediática también se ha dirigido hacia ella por la fuerte unión que este país ha tenido con el Papa y sobre todo con Juan Pablo II.

Y es que precisamente el proceso de canonización de Juan Pablo II avanza a muy buen ritmo y podría ser, según dicen algunas voces vaticanas, nombrado santo en la siguiente 'tanda' de santos, que normalmente tiene lugar en el mes de octubre. De ser así, el anuncio sería inminente, sin duda antes del verano y la aceptación del milagro ya habría tenido lugar. Sin embargo, Francisco parece que no tiene prisa y que sin duda prefiere un trabajo bien hecho. Esa futura canonización sería también cerrar uno de los pendientes que dejó Benedicto XVI, quien el 1 de mayo de 2011 fue el primer Papa que beatificó a su predecesor.

@blancaruizanton

 

Video del día

Oliver, un periodista cercano a Sánchez,
sustituye a Gabriela Cañas al frente de la Agencia
EFE para controlar la comunicación
Portada
Comentarios
Envíanos tus noticias
Si conoces o tienes alguna pista en relación con una noticia, no dudes en hacérnosla llegar a través de cualquiera de las siguientes vías. Si así lo desea, tu identidad permanecerá en el anonimato