Crónica de Roma

Su tono no agrada a todos

Quinta Navidad del Papa Francisco: esta vez carga contra los “traidores” de la Curia

Cada año, en esta ocasión el Pontífice aprovecha su encuentro para dirigir discursos fuertes a sus colaboradores

El Papa con la Curia romana.
photo_cameraEl Papa con la Curia romana.

En su tradicional discurso de Navidad, este año el Papa Francisco ha cargado en contra de “los traidores” en la Curia romana.

Llama la atención el estilo con el cual el Papa Bergoglio ha optado por felicitar a quienes trabajan en el gobierno de la Iglesia universal. Tono que obviamente no agrada a todos.

“Sin olvidar la inmensa mayoría de personas fieles que allí trabajan con admirable compromiso, fidelidad, competencia, dedicación y también con tanta santidad”, Francisco ha alertado en sus  felicitaciones navideñas de este año que los miembros de la Curia romana no deben estar encerrados en sí mismos para no caer en la “autorreferencialidad, que la condenaría a la autodestrucción”.

Por eso, el Papa les ha exhortado a “superar la desequilibrada y degenerada lógica de las intrigas” y ha deseado que esta Navidad “haga abrir los ojos y abandonar lo que es superfluo, lo falso, la malicia y lo engañoso, para ver lo que es esencial, lo verdadero, lo bueno y auténtico”.

Reforma en marcha 

Además, el Pontífice ha reconocido la complejidad de la actual reforma que requiere “paciencia, dedicación y delicadeza” y ha cargado en contra de “los traidores de la confianza o los que se aprovechan de la maternidad de la Iglesia” porque se han dejado “corromper por la ambición o la vanagloria”.

En la Navidad de 2013, el Papa animó a los miembros curiales a vivir “la profesionalidad, el servicio y la santidad de vida”, reconoció que en la Curia romana “ha habido y hay santos. Lo he dicho públicamente más de una vez, para agradecérselo al Señor”, ha aseverado.

Sin embargo, en su discurso de esta primera cita anual Francisco aseguró que “la santidad en la Curia significa también hacer objeción de conciencia” en las habladurías porque “dañan la calidad de las personas, dañan la calidad del trabajo y del ambiente”.

Catálogo de los males curiales 

Al año siguiente, las palabras del Santo Padre resonaron fuertemente porque enumeró quince tentaciones curiales que calificó como “enfermedades” que debilitan su servicio al Señor. 

Bergoglio aceptó que los sacerdotes son como los aviones "únicamente son noticia cuando caen, aunque son tantos los que vuelan” y añadió que “muchos critican y pocos rezan por ellos”.

Para combatir las enfermedades curiales, el Papa propuso en su discurso del año 2015, los “antibióticos curiales” que podrían afectar a todo cristiano, curia, comunidad, congregación, parroquia y movimiento eclesial. Males que, aseguró, “exigen prevención, vigilancia, cuidado y en algunos casos, por desgracia, intervenciones dolorosas y prolongadas”.

En esa ocasión, el Pontífice aceptó que algunos de esos males se habían manifestado a lo largo de ese año “provocando mucho dolor a todo el cuerpo e hiriendo a muchas almas, incluso con escándalo”.

Criterios guía de la reforma

Ante la sensación de lentitud en los cambios impulsados, Francisco presentó, en la navidad del año pasado, una síntesis de los pasos del proceso de la reforma y propuso doce criterios claves entre los que se encontraron la conversión individual y pastoral, la misionariedad, la sinodalidad,  la profesionalidad y la gradualidad.

En esta línea, el Papa explicó que ha observado tres tipos de resistencias. Las abiertas “que a menudo provienen de la buena voluntad y del diálogo sincero”; las resistencias ocultas, de quien “de palabra está decidido al cambio, pero desea que todo permanezca como antes” y las resistencias maliciosas.

Sin duda, las felicitaciones navideñas a los miembros de la Curia romana han estado acompañados por discursos incómodos que el Pontífice espera sean llevados a la reflexión.

Twitter: @mercedesdelat



Para los que apoyan el periodismo de exclusivas

Confidencial Digital publica noticias exclusivas, que solamente se leen en estas páginas. Y ha creado una comunidad de amigos, Somos ECD, a quienes además se ofrece otras informaciones más, para que sean lectores mejor informados aún, junto con varios servicios y ventajas. Súmate a este proyecto periodístico incorporándote a Somos ECD.

Comentarios
Somos ECD
¿Buscas un medio de información libre, que no se casa con nadie?