Conferencia Episcopal

Funeral de Anastasio Gil. El cardenal Filoni de la Evangelización de los Pueblos: “Fue un sacerdote enamorado de la misión”

El cardenal Osoro junto a los obispos Martínez Camino, Juan del Río y Francisco Pérez concelebraron la misa en la catedral de la Almudena

Los cuatro obispos concelebrando el funeral de Anastasio Gil
photo_cameraLos cuatro obispos concelebrando el funeral de Anastasio Gil

El funeral por Anastasio Gil, diretor nacional de Obras Misionales Pontificias comenzó a las 20.09, nueve minutos más tarde de la hora prevista. Al cardenal de Madrid, el arzobispo Carlos Osoro, le acompañaron el obispo auxiliar de Madrid, Juan Antonio Martínez Camino, el arzobispo castrense, Juan del Río, y el obispo de Pamplona Francisco Pérez.

Junto a estos cuatro prelados, el vicario del Opus Dei en España, D. Ramón Hernando, el Secretario General de la Conferencia Episcopal, José María Gil Tamayo, y varias decenas de sacerdotes de Madrid y otras diócesis.

El hermano de D. Anastasio, otros familiares y amigos en primera fila.

El cardenal Osoro pronunció una homilía muy cercana elogiando el perfil misionero de D. Anastasio durante los años que estuvo al frente de la Comisión Episcopal de Misiones desde 1999.

Prestó su vida a los demás 

El arzobispo de Madrid enumeró algunos cargos de Anastasio Gil y posteriormente, relató los últimos minutos que estuvo con él, poco antes de su marcha al cielo.

“He asistido a mucha gente en la hora de la muerte. Era consciente de que entregaba su vida a Dios y que no lo temía porque había puesto su vida en manos del Señor·.

Carlos Osoro recordó la llamada recibida por Anastasio al ministerio sacerdotal y cómo prestó su vida a los demás. “En manos del Señor nada se pierde. Nosotros también somos misioneros sino cerramos la vida a nosotros mismos. El discípulo misionero se pone en manos del Señor. Dichoso D. Anastasio que murió creyendo lo que dijo el Señor”.

El arzobispo de Madrid interpeló a todos los presentes a ser también discípulos misioneros si con el canto de nuestra vida hacemos ver la grandeza de Dios. “La vida eterna no es para cuando nos muramos, la tenemos ya. Caminamos por la vida con la vida eterna”.
Finalizó con un gracias a D. Anastasio por habernos regalado a esta archidiócesis una su inseparable vida entregada a la de los misioneros. 

Carta del cardenal Filoni

Por último, el sacerdote José María Calderón, subdirector de OMP de España, agradeció los 18 años de servicio de Anastasio Gil, además del trabajo que en estos días están desempeñando el personal de OMP y los misioneros de todas partes del mundo.

Posteriormente, leyó la carta expresamente enviada por el cardenal Fernando Filoni, prefecto de la Congregación para la Evangelización de los Pueblos, con motivo del fallecimiento de D. Anastasio.

Además de expresar sus condolencias y prometer oraciones por el alma del director general de Obras Misionales Pontificias, el cardenal Filoni hizo referencia al gran compromiso y la capacidad de trabajo de D. Anastasio con las misiones de todo el mundo. “Deja el recuerdo de un sacerdote enamorado de la Misión”.

Comentarios
Gratis
Quiero estar informado con el Boletín Diario en mi correo