Católicos

Viral: una clarisa de 46 años relata cómo se enfrenta a la muerte: “Mirar el final, cuesta”

Hermana Marisol: "Al final del camino está Él, Dios. No es el vacío. Es algo mejor.  Allá habrá otra forma de relacionarse con los demás, otra conexión"

Hermana Marisol de Jesús, clarisa.
photo_camera Hermana Marisol de Jesús, clarisa.

"Mirar el final no es fácil. A todos nos cuesta. Cuando somos jóvenes y mayores. Me decía mi oncóloga que tenía una paciente ya mayor que le decía: pues mira me viene mal ahora como antes. Pero cuesta más mirar de frente cuando somos jóvenes, ver que se está acercando el final. A mí sí que a veces me cuesta, como si instintivamente por protección, quisiera mirar hacia otro lado, dar la espalda y sentirlo como un peligro y una amenaza. Pero luego me doy cuenta que eso no me ayuda, porque es darle la espalda a la realidad". 

Este es el testimonio que ha dejado en un audio la hermana Marisol de Jesús Hernández Calvo que falleció el pasado marzo en el monasterio de Agurain-Salvatierra (Álava), una religiosa clarisa de 46 años, que con entereza grabó en su proceso final de enfermedad unos videos y audios que están resultando testimoniales de aceptación creyente de la muerte, recoge la web de la Confer. 

"Me supone esfuerzo"

"Me supone esfuerzo. Pero no quiero negar la realidad. Esta situación es dura. Cuesta. No es fácil vivirla. Si me hubieran dicho que podría llegar hasta aquí, no me lo habría creído, la verdad. Hasta que no llega esta situación, no “Mirar”sabes realmente lo que puedes dar. Pero no siento que yo sea la que diga aquí estoy yo y mira de lo que soy capaz. Me siento muy sostenida por la gente que tengo alrededor, por la gente a la que quiero, la gente que sé que me quiere, que reza por mí. Me siento sostenida por Dios. Se que no hubiera llegado hasta aquí sin su fuerza. Se que no estoy sola". 

Estos testimonios están teniendo una inesperada difusión entre grupos de jóvenes, y quienes siguieron su proceso final de enfermedad han quedado impresionados de su aceptación de la muerte.  

"Al final del camino está Dios"

"Para mí al final del camino está Él, Dios, y no solo al final, ha estado en todo el camino. En el comienzo, en el caminar central, y me lo encontraré al final. Eso me da fuerza. Se que no todo el mundo puede encontrar eso, y que no depende de uno mismo poder encontrarlo. En final no es el vacío, no es el se acabó, doy al interruptor y luz apagada. Es un tránsito, un pasar a algo mejor, otra vida, otra forma de estar y relacionarme. A veces pienso que me cuesta dejar a mi gente. Pero estoy segura que allá habrá otra forma de relacionarse. Estoy segura que no es una ruptura. Habrá otra forma de conexión. Será otra forma de hacernos presencia los unos con los otros y seguir acompañándonos en el camino los unos a los otros". 

Bellas palabras de la hermana clarisa que deja en este segundo audio poco antes de morir. 

Carta de despedida 

Esta es la carta de despedida de su comunidad:  

"Hoy decimos adiós a nuestra querida Hna. Marisol de Jesús Hernández Calvo. Aunque, esto en realidad no es un adiós. Como bien dijo ella, cuando sabía que su camino, en un cuerpo roto y consumido por la enfermedad, llegaba a su fin, “encontraremos otra forma de hacernos presencia los unos a los otros. Seguimos acompañándonos en el camino.”

Nos queda su entrega, su bondad,  tantos dones con los que fue adornada y que compartía con generosidad.

Nos queda su fe, su sentirse y saberse desde siempre y para siempre hija de Francisco y Clara de Asís.”Me pensaste desde siempre…”.

Nos queda su sonrisa sincera, amable, transparente. Con carácter, con ideas claras y con un enorme corazón, lleno de ternura y de acogida.

Aquí os dejamos algunos vídeos y audios, para que quienes no la conocíais os acerquéis a ella y para quienes tuvimos la suerte de que formara parte de nuestras vidas, seguir dando gracias por su vida y porque haya formado y siga siempre formando parte de la nuestra. A ella, a quien tanto le gustaban las películas de animación, estoy segura de que, de alguna manera, le resonará esta frase y sonreirá: Siempre presentes, siempre hermanas y hermanos, siempre familia, siempre amigos, “hasta el infinito y más allá”.  

Los vídeos están en la página web de las Clarisas de su comunidad, donde ella aportó sus conocimientos de informática. También se muestra el vídeo de su funeral. 

Hermana Marisol, clarisa.
Hermana Marisol, clarisa.

 

Comentarios
Somos ECD
¿Buscas un medio de información libre, que no se casa con nadie?