Católicos

Uniones homosexuales: la opinión del Papa Francisco, en consonancia con el pensamiento de Juan Pablo II en Evangelium Vitae

Así lo afirma Manuel Arroba, consultor de Doctrina de la Fe, quien considera que la pretensión del Santo Padre es proteger el matrimonio

Manuel Jesús Arroba Conde.
photo_camera Manuel Jesús Arroba Conde.

Mientras los medios de comunicación y las redes sociales continúan debatiendo sobre las palabras del Papa Francisco relativas a su hipotético apoyo a las uniones homosexuales, los medios vaticanos siguen sin aclarar esta polémica. 

Al respecto, algunas entidades han emprendido iniciativas para dar una explicación a la opinión del Santo Padre. Así, la Academia de líderes católicos organiza hoy una videoconferencia internacional online titulada: ¿El Papa apoya la unión civil entre homosexuales?  ¿Es un cambio de postura de la Iglesia Católica?

El evento será hoy viernes 23 de octubre a las 20:00 horas e intervendrán Monseñor Rogelio Cabrera, presidente del episcopado mexicano; Rocco Buttiglione, filósofo y político italiano y especialista en el pensamiento de san Juan Pablo II; Marta Rodríguez, que fue jefa de la sección Mujer del Dicasterio para los Laicos, la Familia y la Vida de la Santa Sede y Monseñor Javier del Río, arzobispo de Arequipa (Perú). 

¿Cambio en la doctrina de la Iglesia? 

Sobre si el Papa Francisco apoya o no las uniones civiles de homosexuales y si es un cambio en la doctrina de la Iglesia, Religión Confidencial ha consultado con Manuel Jesús Arroba, misionero claretiano, decano de la nueva sección del Pontificio Instituto Teológico Juan Pablo II en Madrid, juez de la Rota y consultor de la Congregación para la Doctrina de la Fe.

Arroba afirma: "Lo que ha dicho el Papa Francisco está en consonancia con el pensamiento de san Juan Pablo II". 

El experto, que también es consultor de la Secretaría General del Sínodo de Obispos y del Pontificio Consejo para los Textos Legislativos, explica que dar cobertura legal a las uniones de homosexuales, es un tema que se debatió en el Sínodo de la Familia en la misma línea y en consonancia con la encíclica Evangelium Vitae de San Juan Pablo II en donde habla de leyes civiles imperfectas. 

Leyes imperfectas 

"Por ejemplo, en relación al aborto, y siguiendo el magisterio de la Iglesia, en ocasiones es moralmente obligatorio votar una ley del aborto para frenar una alternativa legislativa que es muchísimo peor. El juicio moral sobre el aborto no cambia, es intrínsecamente malo, pero se evita una ley imperfecta mucho peor ", explica Arroba. 

En este sentido, el consultor de la Doctrina de la Fe, argumenta que defender una cobertura legal a las uniones homosexuales  "no es estar a favor de estas uniones, sino que lo que se pretende es evitar que estas leyes nunca se equiparen a un matrimonio, que proteja una serie de derechos civiles (como por ejemplo, acompañar a una pareja en el hospital) , pero que no se le otorguen los mismos derechos que un matrimonio, como por ejemplo, la adopción de hijos".

No es relativismo 

"Esto en modo alguno es relativismo - continúa Arroba- o apoyar una forma de vida opuesta a las enseñanzas evangélicas. La opinión del Papa está en consonancia con el pensamiento de Juan Pablo II en la Evengelium Vitae y quien diga lo contrario no conoce a Francisco ni al Papa polaco", expresa Manuel Arroba.

El decano del Instituto Pontificio Juan Pablo II de Madrid va más allá y considera que el Papa Francisco ha sido muy inteligente porque sus palabras han sido: "Las personas homosexuales tienen derecho a estar en un familia, y no a crear una familia".

Además, Arroba insiste en que la evangelización debe conllevar distintos cambios de estrategia para llegar a las personas de este siglo "sin que la doctrina cambie. Esta es la diferencia entre Amoris Laetitia y Familiaris Consortio: un cambio en la estrategia evangelizadora, una mirada acogedora y misericordiosa a la diversidad humana, lo cual no quiere decir, una aprobación de ciertos modos de vida". 

Por último, Manuel Arroba explica que los titulares que han abarcado los medios a nivel mundial, que aseguraban que "el Papa apoya las uniones civiles homosexuales", el experto aclara: "Habría que añadir: para que no se confunda con un matrimonio. Proteger algunas aspiraciones justas que no puede resolver el derecho privado, pero con el fin de que esta ley imperfecta no se equipare al matrimonio". 

Comentarios
Somos ECD
¿Buscas un medio de información libre, que no se casa con nadie?