Católicos

Cursillos de Cristiandad celebrará, tras catorce años, su octava Ultreya Nacional

Los cursillistas utilizan la palabra Ultreya para designar un tipo de encuentro que tiene lugar después de realizar este método de evangelización

Ultreya Nacional de Guadalajara en 1997.
photo_camera Ultreya Nacional de Guadalajara en 1997.

Los cursillistas de toda España ponen rumbo a un encuentro histórico, la Ultreya Nacional que se celebrará en la ciudad de Toledo del 30 de abril al 1 de mayo de 2022. Hasta la fecha solo se habían celebrado en España siete Ultreyas nacionales, de aquí la importancia de este evento, por lo que la de Toledo será la octava, explican a RC desde este movimiento de la Iglesia Católica.

Los cursillistas utilizan la palabra Ultreya para designar un tipo de encuentro que tiene lugar después del Cursillo de Cristiandad y donde se comparte la fe y la experiencia del mismo. Puede ser a nivel diocesano, nacional o incluso internacional.

¡Sigue adelante! 

La palabra ultreya es una antigua palabra que usaban los peregrinos de Compostela cuando se encontraban para saludarse y animarse a lo largo del camino. Esta palabra deriva del latín ultra y significa “¡sigue adelante!”.

"Todos los cursillistas que han vivido la experiencia gozosa de un Cursillo de Cristiandad están llamados a participar en este encuentro que no se celebraba desde hace 14 años", señalan. 

Para inscribirse en la VIII Ultreya Nacional de Toledo los interesados tienen que dirigirse a su Secretariado Diocesano donde le proporcionaran toda la información para inscribirse y participar.

Las ultreyas nacionales

La primera Ultreya Nacional se celebró en Tarragona en julio de 1963 y contó con la participación de 8.000 cursillistas. Hasta esta ciudad catalana fue trasladada solemnemente la reliquia del brazo del apóstol San Pablo, patrón de los Cursillos de Cristiandad, que fue recibida en el puerto con arcos y alfombras de flores.

La segunda se celebró en Santiago de Compostela en junio de 1965 y contó con la asistencia de más de 15.000 cursillistas de todo el país junto a las representaciones de Portugal, Venezuela, Bolivia, México, Canadá, Marruecos, Argentina, Colombia, Chile y Estados Unidos.

La tercera Ultreya, que tuvo carácter jubilar, se celebró en Fátima en mayo de 1968. Hasta esta ciudad portuguesa se trasladaron más de 30.000 personas que en algún momento habían vivido la experiencia de un Cursillo. Zaragoza acogió el cuarto encuentro nacional durante el mes de mayo de 1973 que congregó a más de 15.000 cursillistas. Los actos tuvieron lugar entre la Plaza del Pilar, la Basílica y el coso taurino.

Santiago de Compostela volvió a acoger una Ultreya Nacional en octubre de 1976 siendo esta la quinta, reuniendo a más de 6.000 cursillistas procedentes de las distintas diócesis españolas. La lluvia marcó el encuentro que se celebró entre la catedral, la plaza del Obradoiro y San Martín Pinario.  

La sexta Ultreya Nacional tuvo lugar en el mes de abril de 1997 en la ciudad de Guadalajara, participaron más de 3.000 cursillistas. En la misma el Papa San Juan Pablo II se quiso hacer presente mediante un mensaje que fue leído en su nombre.

En octubre de 2008, más de 2.000 cursillistas procedentes de 43 diócesis, peregrinaron ante la tumba del apóstol Santiago para celebrar la séptima Ultreya Nacional y última hasta la fecha. En ella se fueron siguiendo los pasos del Patrono de Cursillos de Cristiandad, el Apóstol Pablo, coincidiendo con el año Paulino que se había convocado para conmemorar el bimilenario de su nacimiento.

Cartel VIIII Ultreya Nacional de Toledo
Cartel VIIII Ultreya Nacional de Toledo

Comentarios
Somos ECD
¿Buscas un medio de información libre, que no se casa con nadie?